Pruebas científicas permiten identificación, tras explosión


 

El día de hoy por la tarde y después de una exhaustiva revisión, pruebas científicas y de huellas dactilares, la Fiscalía General del Estado (FGE)  logró la identificación de Miguel Antonio Castillo Cervantes de 32 años de edad, persona del sexo masculino fallecida tras la explosión registrada en la colonia de Francisco Villa de Oriente de Kanasín.

 

El cuerpo del fallecido no podía ser identificado a simple vista por sus familiares dada la calcinación que presentaba, por lo que se dio paso a diversas pruebas científicas que corroboraron la identidad de la persona citada, oriundo de Yucatán.

 

Entre las pruebas practicadas destaca la dactiloscópica luego del cotejo de tres muestras dactilares rescatadas del cuerpo del fallecido, mismas que fueron corroboradas con el banco de datos de la dependencia.

 

De todo el proceso iniciado desde la madrugada del martes, autoridades de la FGE mantuvieron informada a la familia del fallecido, por lo que una vez comprobada su identidad se procedió a los trámites de Ley para la entrega oficial de sus restos.

 

En su momento, el Servicio Médico Forense informó que la causa de muerte de la persona en cuestión fue politraumatismo, tras el desplome del inmueble donde se suscitaron los hechos; no obstante, también presentó indicios de trauma térmico.

 

En torno a la explosión, la Fiscalía General del Estado continúa la integración de la carpeta de investigación 822/2019, con base en los indicios recabados en el lugar de los hechos y diversas diligencias, por lo que personal especializado del Departamento de Investigación Criminalística en Incendios y Explosiones prosigue sus labores a fin de conocer los detalles y en su momento se dictamine sobre lo sucedido.

explosión FGE Fiscalia Francisco Villa Oriente Kanasin Miguel Antonio Castillo Cervantes